Crece el poder de los Mufties bajo Erdogan

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

El Partido del Movimiento Nacional (MHP), tercera fuerza de la oposición en el parlamento turco,  ha planteado que no ve ningún problema, con respecto a los cambios legales propuestos por la formación gobernante Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP) que establecen que los muftís, es decir los funcionarios musulmanes dependientes de la Oficina de Asuntos Religiosos (Diyanet) que rige los asuntos de la comunidad musulmana en Turquía, puedan llevar a cabo y registrar matrimonios civiles. Para el partido MHP, tercera fuerza opositora en el parlamento turco, la propuesta del AKP de autorizar a los muftís musulmanes a oficiar y registrar casamientos, no atenta contra el laicismo y servirá para aumentar los matrimonios registrados.

 

Ello evidencia que los planes del gobierno de Erdogan siguen con el proceso de destruir las bases del Estado laico turco, sumando esta validación legal de los líderes religiosos, los que cada día cobran más poder, minando los avances de la libertad de conciencia a partir del rol que están adquiriendo día a día los religiosos en la estructura del Estado, especialmente fuera de las ciudades principales.

 “No importa quién lo lleve a cabo, ya sean las autoridades municipales o los muftís; la ceremonia (de casamiento) tendrá que estar dentro de las límites de las leyes civiles”, subrayó Erhan Usta, presidente del grupo parlamentario del MHP, ahondando en los argumentos esgrimidos desde el gobierno, que insiste en que la autoridad concedida a los muftís no exime a los matrimonios que registren de cumplir con las leyes vigentes, según ha informado Hispanatolia.com (01/08/17)

Varias asociaciones de mujeres han criticado la propuesta asegurando que servirá para legalizar los matrimonios concertados infantiles, muy habituales en las regiones rurales empobrecidas del este y sureste de Turquía, y en los que las familias de los contrayentes recurren al matrimonio religioso informal para evitar acudir al registro civil, que no autorizaría el casamiento por implicar a menores de edad. Ciertamente advierten que el poder que ello da a los muftíes terminará conculcando los derechos de las mujeres, considerando las concepciones arcaicas que esos religiosos sostienen.

El vice primer ministro turco Bekir Bozdağ respondía hace sólo unos días a estas críticas a través de las redes sociales asegurando que la ley propuesta por el gobierno permitirá incrementar el número de matrimonios registrados y protegerá los derechos de las mujeres, negando además que atente contra los principios del laicismo.

“El borrador (de ley) tampoco va a fomentar los matrimonios con menores. Este borrador de ley no cambia la edad de casamiento legal, o la situación de los ciudadanos que van a contraer matrimonio… La autorización a los muftís para llevar a cabo bodas únicamente fomentará y aumentará los matrimonios registrados”, insistió Bozdağ.

Leave a Replay

Sobre Nosotros

Colabora con nuestra publicación. Somos una revista sin fines de lucro ni publicidad y queremos mantenernos libres durante toda nuestra existencia.

Librepensamiento 100%.

Social Media

Publicaciones Recientes

Recibe nuestro newsletter

Subscribete a nuestro boletín

No te enviaremos publicidad ni otra información que no sea la publicada por nosotros.